miércoles, 5 de diciembre de 2012

Amberes

Seguramente ya se nos han acabado las escapadas turísticas de los fines de semana, pero Amberes estaba en nuestra lista de ciudades pendientes y teníamos una cita con ella el sábado día 1 de diciembre.

El viernes tuvimos que trabajar, estábamos cansadas después de toda la semana y, como el sábado teníamos planeado ir a Amberes, decidimos no salir de fiesta y quedarnos en casa.
Teníamos abandonados a nuestros vecinos, así que preparamos una cena y todo fueron risas, anécdotas que contar y un inglés muy peculiar (inglés-gallego, para ser exactas!).


El sábado nos lo tomamos con calma, amanecimos a las 12 de la mañana, desayunamos como reinas, y cogimos el tren con destino "Antwerpen" a eso de las 2 de la tarde. Más que suficiente para poder ver la ciudad por la tarde y no morir de frío en el intento.


Amberes nos gustó bastante, era sábado y había mucho ambiente por la calle. Montones de tiendas, decoración navideña, pajes repartiendo speculoos... Como de costumbre, compramos un hot chocolate para llevar, de esos que calientan las manos  y te asientan el cuerpo con tanto frío, y nos dispusimos a hacer ruta turística. La catedral, el ayuntamiento, la gran plaza, varias iglesias, el castillo y el puerto.


Cuando el frío empezaba a ser insoportable nos paseamos por las tiendas y nos dimos algún caprichito, sólo uno, que luego no nos caben las cosas en la maleta... (de eso ya os contaremos más adelante, va a ser todo un reto meter nuestra vida de más de 3 meses en 30kg de maletas)


Volvimos a Lovaina con el tiempo justo para cenar una pizza y reunirnos de nuevo con los vecinos para beber en casica a nuestras anchas y luego salir de fiesta.
Y luego ¡sorpresaaaa de nuestros amigos! Videollamada vía skype mientras celebraban el cumple de Sandra y Andrea. Recibieron felicitaciones de nuestro holandés Tom en spanglish y nos echamos unas buenas risas :)
La noche se nos dio muy bien, acabamos en el "Sevenoaks" (alias La Casa del Loco cutre de Lovaina) riéndonos entre gallegas, mañas, valencianos Rafas Moras, madrileños e italianos.


El domingo resacoso lo pasamos en casa, comentando la noche con nuestras vecinas Raquel y Alba y recordando momentazos entre risas.

La última semana de prácticas no ha tenido ninguna novedad especial. Hemos aprovechado al máximo y hemos apurado el tiempo para hacer nuestro trabajo de prácticas. ¡Y mañana es nuestro último día!


Esta noche se celebra en Bélgica San Nicolás. Cuentan que viene desde España cargado de regalos para los niños, y como no tenemos mucha esperanza de que se acuerde de nosotras y pase por nuestra casa, nos hemos autorregalado unos chocolates belgas para celebrarlo. :)





Como dice la foto, "No hay nada mejor que un buen amigo, excepto un buen amigo con chocolate", y esas somos nosotras disfrutando de nuestro Erasmus en Bélgica, el país del chocolate.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada